miércoles, 16 de marzo de 2011

Chipirones rellenos de jamon y champiñones

No se si recordaréis que hace ya bastantes recetas atrás, os comentaba de un fin de semana en el que me había estrenado limpiando chipirones, sólo hice ese comentario y lo dejé para cuando subiera la receta.
Pues bien, ya toca subirla.

Debo decir que la experiencia no ha sido tan terrorífica como pensaba, yo limpié una mitad y Jose hizo la otra mitad.
De momento solo nos hemos atrevido con limpiar el cuerpo, la parte de las patas y tentáculos se ha quedado para un próximo intento, que haberlo lo habrá porque viendo el precio que llevan ahora los chipirones pues habrá que practicar un poco más con este alimento, y en el congelador tengo esperando otro paquete para cuando decida limpiarlos y cocinarlos.

La receta salió de no se donde, miras aquí, miras allí y al final acaba saliendo algo, si alguien “se” reconoce que lo diga.



INGREDIENTES:

Chipirones
Jamón serrano
Champiñones
cebolla grande
Vino blanco
2 Diente de ajo
Piñones ( 1 puñado generoso)
Caldo (usé de pollo que es el que tenía) (una ¾ de taza)
Salsa de tomate (unas cucharadas nada más)
Aceite de oliva virgen extra
Sal

Limpiamos los chipirones y los lavamos bien, y los dejamos escurrir.

Mientras picamos los dientes de ajo i los ponemos en la sartén con un chorretin de aceite a cocinar, añadimos en seguida la cebolla picada fina y añadimos sal (muy poca que luego va el jamón).
Mientras se cocina, vamos picando los champiñones y el jamón.
Cuando este la cebolla transparente, apartamos la mitad de la misma para la salsa y añadimos a la sartén los champiñones.
Cuando se haya consumido todo el líquido de los champis, añadimos el jamón picado y los piñones y removemos durante un par de minutos y lo reservamos fuera del fuego para que se temple un poco el relleno.

Mientras se enfría comenzamos a preparar la salsa.
En una cazuela bajita y ancha, ponemos la cebolla pochada que habíamos apartado al principio y le añadimos 4 o 5 cucharadas de salsa de tomate, una chorrada generosa de vino blanco y remover.
Rellenamos los chipirones, los cerramos con un palillo y los vamos poniendo en la cazuela.
Añadimos el caldo y los dejamos cocer a fuego suave hasta que se cocinen, yo me guié por el color y porque la pincharlos no estaban duros.
Añadimos un puñadito de piñones y probamos de sal la salsa por si hubiera que rectificar.

Listo para servir y comer.

4 comentarios:

Toñi (picapusa) dijo...

uhmmmm maria, que pinta tienen, y con ese rellenito .. geniales !!

Piligoto dijo...

Unos chipirones riquísimos. Verás como cuando los limpies otra vez, no son tan difíciles y cuando se le coge el truquillo se hace muy rápido. Besos.

Bego (samira) dijo...

Dan trabajo pero el resultado siempre merece la pena.

Tienen una pinta increible !!!

Besinos.

Susana dijo...

Vaya, ayer me perdí esta delicia, qué buenos.
Besos